Las obsesiones se definen como pensamientos, impulsos o imágenes recurrentes o repetitivas que se experimentan como ajenos, intrusos e indeseados y que causan ansiedad y malestar.

Estos pensamientos son combatidos por el paciente, a través de las compulsiones. Las compulsiones se definen como comportamientos o pensamientos de carácter repetitivo, a los que el paciente se siente obligado como respuesta a la obsesión y con la finalidad de reducir la ansiedad y el malestar generado por ésta. Estas compulsiones son excesivas y, a menudo, no están relacionadas de manera realista con el problema que intentan solucionar.

El TOC implica una pérdida de control, por parte del paciente, de sus pensamientos e incluso de sus conductas.

Algunos síntomas de la obsesión:

  • Temor a contaminarse como por ejemplo al tocar objetos que han tocado otros…
  • Dudas y constantes comprobaciones como por ejemplo si cerro la puerta, o si se apagó la estufa,…
  • Imágenes indeseadas e invasivas en las que te lastimas o que lastimas a otros.
  • Pensamientos sobre decir obscenidades o actuar de manera inadecuada, los cuales sientes que no puedes controlar.
  • Angustia acera de imágenes sexuales desagradables que se repiten en la mente.
  • Evasión de situaciones que pueden desencadenar obsesiones.
  • Malestar intenso cuando los objetos no están ordenados u orientados de una determinada manera.

 

Algunos síntomas de compulsión

  • Lavado y limpieza constante y exagerado.
  • Verificación.
  • Recuento siguiendo determinado patrones.
  • Ordenar de un modo determinado.
  • Seguir rutinas estrictas.
  • Repetir palabras o frases en voz baja.

Si quieres saber más no dudes en contactar.

Las obsesiones se definen como pensamientos, impulsos o imágenes recurrentes o repetitivas que se experimentan como ajenos, intrusos e indeseados y que causan ansiedad y malestar.

Estos pensamientos son combatidos por el paciente, a través de las compulsiones. Las compulsiones se definen como comportamientos o pensamientos de carácter repetitivo, a los que el paciente se siente obligado como respuesta a la obsesión y con la finalidad de reducir la ansiedad y el malestar generado por ésta. Estas compulsiones son excesivas y, a menudo, no están relacionadas de manera realista con el problema que intentan solucionar.

El TOC implica una pérdida de control, por parte del paciente, de sus pensamientos e incluso de sus conductas.

Algunos síntomas de la obsesión:

  • Temor a contaminarse como por ejemplo al tocar objetos que han tocado otros…
  • Dudas y constantes comprobaciones como por ejemplo si cerro la puerta, o si se apagó la estufa,…
  • Imágenes indeseadas e invasivas en las que te lastimas o que lastimas a otros.
  • Pensamientos sobre decir obscenidades o actuar de manera inadecuada, los cuales sientes que no puedes controlar.
  • Angustia acera de imágenes sexuales desagradables que se repiten en la mente.
  • Evasión de situaciones que pueden desencadenar obsesiones.
  • Malestar intenso cuando los objetos no están ordenados u orientados de una determinada manera.

 

Algunos síntomas de compulsión

  • Lavado y limpieza constante y exagerado.
  • Verificación.
  • Recuento siguiendo determinado patrones.
  • Ordenar de un modo determinado.
  • Seguir rutinas estrictas.
  • Repetir palabras o frases en voz baja.

Si quieres saber más no dudes en contactar.

WhatsApp chat
Esta web utiliza cookies